iso2022.png

marketing

partners

logo2022.png

Presente y futuro de los creativos.

Vivimos tiempos apasionantes para la comunidad creativa: la tecnología, las herramientas de monetización y el acceso a medios de difusión (social media) jamás habían sido tan asequibles. Dicha facilidad de acceso establecen el cúmulo de posibilidades que actualmente tenemos las personas que nos dedicamos al diseño, ilustración, dibujo, pintura y demás disciplinas artístico-creativas para emanciparnos de una vez y para siempre de los medios de producción tradicionales que habían establecido la manera de crear y difundir nuestro trabajo.




Hoy en día cualquier persona creativa puede potenciar su realidad profesional ya que puede crear una obra prácticamente de lo que quiera y al mismo tiempo distribuirlo y comercializarlo alrededor del globo en cuestión de minutos.

Dada la información que pulula en la red, en medios especializados y en los insights de la comunidad creativa; puedo detectar tres premisas fundamentales que le otorgan valor al individuo creativo y a sus obras, avizorando así un futuro prometedor.


1. EL CREATIVO Y EL CONTENIDO.


"Rage, The Flower Thrower"

Al plasmar sus ideas, la persona creativa puede influir en la forma de pensar de la audiencia; moldeando así su forma de ver al mundo. Casos así existen muchos: Quino con Mafalda, Schulz con Peanuts, Magallanes con sus carteles del Vive Latino o la vastísima obra de Banksy revolucionando las calles del mundo (o hasta las íntimas salas de Sotheby's); toda persona creativa es influyente para los ojos y mente de la sociedad. Por tanto la obra y quien la crea, cuentan con un gran poder: el del convencimiento.


2. MEDIOS DE PRODUCCIÓN 4.0.


Obras creativas.

En tanto los medios de producción (creación, producción, distribución, venta, re-compra) se democratizaron debido a los nuevos modelos de negocio derivados de las nuevas formas de satisfacer necesidades, la persona creativa puede hoy hacer y vender lo que sea y sin ningún intermediario que retrase la entrega o merme la ganancia; por ejemplo: Patreon, Gumroad, Talenthouse que cobran altas comisiones por obra vendida. Por tanto las obras creativas son hoy productos en potencia que cuentan con la capacidad de llegar a las masas de forma inmediata.


3. LA REVOLUCIÓN TECNOLÓGICA.


Nuevas tecnologías.

La incidencia de la tecnología en la creación de cualquier tipo de obra (no sólo como fuente de investigación sino como una herramienta tangible capaz de crear productos intangibles - Vive de HTC, Oculus Rift, VR de Playstation, Holo Lens de Microsoft, Tilt Brush de Google, HMD de Samsung-) revoluciona la forma, el método, el proceso y desde luego los tiempos de entrega y por tanto el resultado. Crear hoy es más rápido y más preciso gracias a la tecnología (ojo: esta nunca sustituirá la capacidad de conceptualización del ser humano).


CONCLUSIÓN


El creativo y su obra viven una época inmejorable en donde la mesa está servida ya no sólo para crear (que siempre ha estado ahí) sino para potenciar su trabajo a niveles nunca antes vistos. Si hay algo que cuenta con un futuro prometedor; son las profesiones creativas.

Desde las cuevas de Altamira hasta Oculus Rift, jamás había tanto que celebrar. En hora buena por los creativos de todo el mundo. Ya nos tocaba.

19 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo